Seguramente se trata de uno de los elementos de la cocina más difíciles de elegir.  Y es que, la variedad de encimeras en materiales, acabados y prestaciones es enorme, como también la diferencia de precio. En este sentido, el presupuesto del que dispongas y los metros cuadrados de tu encimera, que dependerán no solo de la amplitud de la cocina, sino de su distribución, decidirán por ti. ¿Qué opción escoger cuando tengo muchos metros de encimera y poco presupuesto?

 

El material más adecuado cuando queremos que la encimera sea un potente elemento decorativo en la vivienda

Hemos hablado en otras ocasiones de la tendencia en boga de integrar cocina y salón en un mismo espacio. Una solución funcional que ofrece resultados estéticos maravillosos.  En este caso, la encimera lo es todo. Bien porque se visualiza desde cualquier punto de la zona de estar o comedor, incluso desde la puerta de entrada a la vivienda; bien porque, ya sea en forma de isla o península, servirá como elemento de transición e integración de ambos espacios. 

En otras palabras, la encimera ha de ser bonita y combinar perfectamente con el resto del mobiliario y textiles del hogar. Esa encimera pedirá a gritos acabados de cierta calidad desde el punto de vista estético y de durabilidad. Una encimera de mármol, granito o de madera natural serían opciones perfectas. 

Con una encimera de mármol consigues ajustar tu presupuesto, pero se trata de una opción delicada. Con una de granito, el coste sería más elevado, estamos hablando de piedra natural muy elegante y altamente resistente; y con la madera natural obtendrías una encimera asequible, pero más costosa en cuanto a su mantenimiento. 

Si te consideras una persona cuidadosa y dispuesta a preservar las condiciones de tu encimera, la de madera natural es una excelente opción, pues es robusta, combina a la perfección con ambientes modernos y clásicos, así como con cualquier tonalidad que escojas en tu cocina, además de conferir al ambiente un toque confortable y natural sin desembolsar más de lo que tenías pensado.

 

La encimera perfecta cuando buscamos una buena relación calidad-precio y numerosos acabados

Si el mármol, el granito o la madera maciza natural no están hechos para ti, puedes optar por otras opciones del mercado de gran calidad. Las de cuarzo compacto y resinas (conocidas como Silestone por la marca que las popularizó) son una estupenda opción. Su gama de colores y acabados desafía cualquier gusto estético y ofrece altas prestaciones en cuanto a resistencia a las manchas, a las bacterias y al uso continuado.

Dependiendo de la marca escogida y del acabado, su precio se asemeja bastante al de las encimeras de madera o de granito. Cierto es que en el mercado existen las famosas encimeras de formica o laminadas, muy económicas, pero presentan deficiencias respecto a la humedad y se deterioran con el paso del tiempo si el uso es muy continuado. Los acabados, además, no son tan finos. 

En cuanto a los materiales porcelánicos, porcelánicos ultracompactos o sintéticos (la última innovación en el mercado) presentan precios mucho más altos por metro cuadrado.